Pronóstico de Tutiempo.net

20:33:00
0

El Sanatorio Güemes de la Ciudad de Orán comenzó junto con Apanin (Asociación Civil de Apoyo a las Personas con Discapacidad) un programa de inclusión laboral que permitirá el acceso al trabajo a jóvenes de más de 25 años con discapacidad intelectual.

El programa se viene desarrollando desde el año pasado debido a la preparación que demanda  incluir a personas con discapacidad intelectual en espacios de trabajo según informó Marta Bonillo, presidenta de la asociación.

El Dr. Gustavo González, gerente del Sanatorio, dijo que la empresa emprende el programa como una apertura a la comunidad y encuadrado en la Responsabilidad Social Empresarial.

El nosocomio  aunó criterios para incluir a los jóvenes con capacidades diferentes con el objetivo de que puedan “tener una actividad laboral dentro de la empresa, en las distintas aéreas como atención a las personas o mesa de entrada como así también en la cocina, mantenimiento o el área de facturación” explicó.

“Miramos a este grupo porque la tasa de personas con capacidades diferentes es alta, sobre todo en el norte, y son personas que cuando termina su escolaridad no tienen una continuidad real de inserción, quedando a la deriva con una sociedad que los va aislando y a lo único que pueden aspirar es a tener una pensión, sin otra expectativa” señaló González.

“Nosotros le queremos dar un sentido a esa vida, que se sientan integrados a la sociedad y que se sientan que son valiosos porque cuando uno se involucra y trabaja con ellos descubre que tienen un don muy particular y un potencial muy importante que a veces no es visible”d ijo el gerente del sanatorio. “La humanidad que ellos tienen-continuó- , la sensibilidad, la afectuosidad que tienen, encuadra con el trato que nosotros queremos ofrecer a las personas que vienen al sanatorio ya que el enfermo necesita de esa calidez que contribuye a su bienestar”. Dijo además que el equipo de sanatorio cree que los jóvenes tienen el hándicap necesario y que su valor agregado es el trato a las personas.

Marta Bonillo, de la asociación explicó que en este trabajo el alumno tiene que ir con apoyo, por eso el programa se llama Empleo con Apoyo y supone el acompañamiento de personal especializado, “que conoce de educación especial y puede orientar al personal de esa empresa con respecto a cómo puede ser el trato, la ayuda que puede necesitar el trabajador con una discapacidad para que logre progresivamente realizar su tarea con los requisitos que tiene este trabajo formal” indicó.

“Queremos que sean reconocidos en sus habilidades, en sus capacidades y que la tarea sea cumplida con todas las reglas” dijo. Según explicó la profesional, se viene trabajando en una capacitación con profesores de educación especial y profesionales, que ayudan a  completar la inclusión real de estos alumnos. El programa es un incentivo para que los alumnos trabajen en un período de pasantía laboral, de puesta a prueba de sus capacidades,durante los 6 primero meses. “Van a recibir un apoyo económico, luego se ve si pueden cumplir efectivamente y con autonomía el trabajo”. Los referentes indican que tras el primer periodo la idea es rotar entre los alumnos. Las evaluaciones indicarán si alguno de los jóvenes está en condiciones de continuar en el trabajo de manera estable.

“Es muy valiosa la propuesta que nos hace el Sanatorio Güemes ya que podemos incluir algunos alumnos ahí. También tenemos que pensar en las habilidades y los intereses que tienen los chicos. Hay quienes prefieren otro lugar de trabajo, como por ejemplo un supermercado o un comercio. Tenemos que ayudarlos que encontrar un trabajo en el que se sientan bien”, declaró Bonillo.

0 comentarios:

Publicar un comentario