Pronóstico de Tutiempo.net

12:00:00
0

En respuesta a la denuncia realizada en las últimas horas por los concejales Iván Mizzau y Ariel Pomares, contra el Intendente de Orán, con el título de malversación de fondos y fraude a la administración pública, el secretario de gobierno salió al cruce manifestando que obraron de mala fé.

Tártalo aclaró que los 239.000 pesos denunciados por Mizzau y que figuran como utilizados en la compra de víveres para la guardería Obispo Muguerza, en realidad se destinaron a la obra de refacción que se esta realizando en esta Institución, con el conocimiento del Ministerio de la Primera Infancia, del cual depende la Guardería.

Sobre el movimiento de partidas dijo que el mismo Concejo Deliberante aprobó que se realice ese traslado de partidas, por lo que le extraña la falta de conocimiento de los concejales denunciantes.

El funcionario calificó el accionar de los ediles como "malicioso" y de una clara intención política, donde hay un claro "jefe político" al que responden y que es, el Empresario de Medios y Espectáculos Roberto Meri.

" Nosotros no tenemos una guerra con Meri, queremos que pague lo que le debe al municipio, es simplemente eso" , manifesto Tártalo, quién dijo que la deuda de los grupos empresariales en los que Meri no figura pero que se sabe le pertenecen, asciende a 3.000.000 de pesos.

0 comentarios:

Publicar un comentario